“Qu’ils réposent en révolte” de Sylvain George.

Por Domingo Sánchez-Mesa Martínez. (Director del proyecto).

El primer largometraje documental del Sylvain George, uno de los nombres de referencia del cine experimental francés, es una muestra de cómo se puede hacer cine (documental) sobre inmigración “de otra manera”. El prurito veridiccional del modo documental ha reducido, con frecuencia, el subgénero centrado en este tema a una estética y recursos formales bastante codificados (realismo a ultranza, talking heads, montaje lineal, mirada etnográfica…) pero, ¿qué sucede cuando el cineasta pone en diálogo el trabajo, de rozamiento, de áspera limadura a veces, de la forma fílmica a través del vídeo con la urgencia y dramatismo del tema y sus protagonistas? El resultado es una película impactante, en un blanco y negro que explora todos los matices posibles de la imagen en vídeo (desde contraluces y planos quemados, hasta la imagen en negativo, las pantalla partida o muy distintos tipos dedesplazamientos de cámara e incluso pixelado) generando una historia de “fantasmas” varados en la frontera. Uno de los protagonistas declara, con una risa inquietante, “no estoy muerto ni vivo, no soy ni humano ni animal, I live in-between…”.
Las dos horas y media de película, montaje resultado de 3 años de rodaje en Calais, ofrecen secuencias que se demoran en el silencio, frío y vacío, de la naturaleza que rodea los suburbios y parques en los que se mueven los personajes, pasando luego a exponer intentos de pasar la frontera (hacia el eurotúnel), encajados en los bajos de un camión, o colándose en los cargueros del puerto. La cámara se sitúa como si de un reportaje de guerra se tratara, consiguiendo planos aparentemente transparentes pero que podrían haber sido más estudiados o trabajados de lo que pueda parecer. La ciudad de Calais, es solo vista a través de la huída casi permanente de estos personajes, una encrucijada de vigilancia, presidida en la noche por los ojos de las vidrieras de la torre de la catedral, como un gran monstruo nocturno con que se cierra una secuencia en que uno de los chicos busca un rincón tras un muro para acurrucarse y pasar la noche.
La película evita los tópicos de los testimonios hasta casi una hora de metraje. Pero cuando los emplea, lo hace con una fuerza estremecedora. El montaje, ligeramente sincopado en dichas secuencias, va cerrándose cada vez más sobre los rostros de los jóvenes, convirtiéndolos, poco a poco en soberbias y trágicas esculturas parlantes, con el grano de la película dibujando la rabia y la extraordinaria fuerza de voluntad para haber llegado ahí y estar dispuesto a seguir cueste lo que cueste. Cristoph (ganés) recorre su trayectoria y habla de haberse sentido como un esclavo… otro chico nigeriano apunta a la corrupción del liderazgo africano, a la necesidad de dirigentes con “la mentalidad de los pobres”….

 

En el centro de la película contemplamos la memorable escena que da origen al cartel y que ha sido seleccionado como la imagen del ciclo, “Filming the borders”. Sylvain George, cerrando el plano hasta penetrar en las brasas y los tornillos que los viajeros ponen al rojo sobre ellas, nos hace asistir al modo en que, con breves toques repetidos, los jóvenes africanos van quemando las yemas de sus dedos (alguno las había cortado previamente con una cuchilla de afeitar) de tal modo que, a modo de tatuajes tribales, la policía no pueda registrar sus huellas dactilares, deformadas ante semejante operación que, aunque parezca irónico, debemos considerar “estratégica” y hasta “tecnológica”. Al menos así lo declara uno de ellos mientras tortura sus dedos: “ellos, la policía tiene sus métodos, sus técnicas, para seguirnos y expulsarnos. Nosotros tenemos los nuestros…” .
Muchas son las imágenes y momentos que, envueltos en ese intermitente formalismo y nada complaciente exposición a las luces y sombras, encogen al espectador gracias precisamente a la compleja extrañeza de su forma, que muestra “de otra manera” el salto de la valla del puerto, o la fascinación que la vista de una ballena, otro monstruo gigantesco, esta vez muerto, les produce en los muelles de dicho puerto… Otra película española, “Naufragio” de Pedro Aguilera (2010), ya relató en clave de ficción la historia de un inmigrante africano como una historia de zombies en que Robinson (nombre del personaje que reencarna al “Viernes” de Crusoe) viaja a Europa para vengar la muerte de su padre. Cine de inmigración protagonizado por muertos vivientes que se mueven en un limbo que, en el caso del documental de George, rezuma también un aviso que conmueve al espectador: “un día querría ver a África convertida en Europa y Europa en África”…
Sylvan George ha visto y asimilado mucho del mejor cine europeo (por momentos reconocemos ecos claros de Pasolini, Buñuel, Marker e incluso me atrevería decir que Dreyer…) pero, sobre todo, ha acertado al proponerse una crítica, de gran calado estético y político, de la propia materialidad del soporte mayoritariamente utilizado por los medios de comunicación que no aciertan a dar cuenta adecuadamente de la cuestión migratoria. Hablamos del formato vídeo y del medio televisivo. El uso crítico de la plástica del vídeo lleva a este director a un cuestionamiento de la realidad al mismo tiempo que de las ventanas que están construyendo dicha realidad ante nuestros ojos.

Una película extraordinaria dentro del cine de migración. Un ciclo realmente sobresaliente el que estamos viendo en Columbia University.

vlcsnap-00223

Saber más:

http://maisonfrancaise.org/may-they-rest-in-revolt-qursquoils-reposent-en-reacutevolte-by-sylvain-george

Entrevista con Sylvain George: https://www.youtube.com/watch?v=a6cjG8LwBb8

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s